Progresa la construcción de dos puentes en el distrito

Uno se levanta en la zona de Hunter, en el camino 75 y permitirá mejorar las condiciones en época de precipitaciones; el otro, que es el de mayor tamaño, unirá los caminos rurales número 276 y 277. A su vez, conectará la ruta provincial 45 y la nacional 188. En total se invertirán cerca de 20 millones de pesos para mejorar la red vial rural.

 

Esta semana pudo observarse importantes avances en la construcción de los dos puentes que se levantan en la actualidad en el distrito de Rojas. Uno se construye en la zona de Hunter, en el camino 75 y permitirá mejorar las condiciones en época de precipitaciones; el otro, que es el de mayor tamaño, unirá los caminos rurales número 276 y 277. A su vez, conectará la ruta provincial 45 y la nacional 188. En total son casi 20 millones de pesos invertidos para mejorar la red vial rural.

El último detallado recientemente será un paso fundamental en el arroyo Saladillo de la Vuelta. Esta semana los trabajos llegaron casi al 50%, ya que pudo realizarse la parte superior. Para ello se necesitaron unas 250 toneladas de hormigón. Ahora se avanzará en la segunda etapa del puente, que ya cuenta con los pilotes.

Los caminos 276 y 277 estaban conectados por un alcantarillado que permitió salir del paso en un momento crítico debido al exceso hídrico. Ahora se brindará una solución de fondo, porque el puente le permitirá trabajar mejor a todos los productores rurales del distrito, en especial a los de Rafael Obligado, La Beba y Sol de Mayo. Actualmente el Saladillo tiene un solo puente, y está ubicado en el camino que une a Obligado y Sol de Mayo.

Además de la construcción del puente, se prevé la rectificación de un tramo de 500 metros del río, con movimiento de suelos y estabilización de márgenes. También contemplará un importante alteo en la traza, para que si el río crece, el camino esté en condiciones.

 

Los trabajos en la zona de Hunter

Al mismo tiempo, en la zona rural de Hunter se levanta otro puente sobre el camino 75. Para estos trabajos se necesitó una inversión superior a los 2 millones de pesos para solucionar problemas hídricos de vieja data. Con la nueva estructura el camino dejará de cortarse por el agua que escurre de una zona de 5 mil hectáreas.

El puente está compuesto por dos tramos de cuatro metros de luz cada una (16m2 por unidad), reemplazarán tubos de  ochenta (1/2m2), con el objetivo claro de darle solución a un camino que sufre constantes inundaciones y anegamientos.

El financiamiento llega, por un lado, desde la Secretaría de Agroindustria de la Nación (mismo convenio por el cual el Municipio de hizo de una motoniveladora para Rafael Obligado). Estamos hablando de unos 800 mil pesos. El resto del dinero saldrá del Fondo de Obras Públicas. El costo total de los trabajos es de casi 2.4 millones de pesos.

 

Puente del Saladillo de La Vuelta

 

  

 

 

Puente en Hunter

 

 

 

Deja un comentario